Proyecto

LA TORRE Y EL LUGAR

Hotel Torre Puerto Málaga

Nueva remodelación del Puerto, liberando los espacios colindantes con la ciudad para su incorporación a ella de los muelles 1-2, Heredia y San Andrés, y dejando los usos industriales más alejados de la misma.

El hotel Torre del Puerto se sitúa en la plataforma del Dique de Levante del Puerto de Málaga, de reciente creación con motivo de la reforma del recinto portuario. El hotel ha de entenderse como actuación complementaria a la gran oferta turística de los muelles 1 y 2. Se ha concebido como un hotel de destino debido a su oferta exclusiva y diferenciada de servicios de alta gama y su destacada innovación tecnológica para poder alcanzar la calificación Leadership in Energy & Environmental Design (LEED), de sostenibilidad y ahorro energético. Todo ello suma al turismo de alta cualificación para la demanda nacional e internacional de laga y la Costa del Sol. Descargar Dossier completo del Proyecto.

Ubicación de la propuesta del hotel “Torre del Puerto” entre las grandes escalas de los cruceros turísticos y las grúas portuarias.

Dique de Levante como suelo ganado al mar, actualmente convertido en aparcamientos con el dique de protección de 7 metros de altura para defenderse del oleaje e impidiendo la visión del mar.

Acceso de la Avenida del Dique de Levante, con suficiente capacidad viaria para los usos de la estación de cruceros y propuesta del hotel, según Estudios Viarios realizados a tal efecto.

LA TORRE Y LA CIUDAD

Su concepción arquitectónica se basa en las especiales características del lugar y el entorno donde se ubica, con una superficie total construida de 43.595 m2 y una altura máxima de 123,08 metros hasta el último forjado (35 plantas sobre rasante y una bajo rasante) y de 135 metros incluyendo la zona de instalaciones en cubierta y el remate del edificio. Se eleva por debajo de la altura máxima permitida de 175 metros en el Anteproyecto de 2012 de la Gerencia de Urbanismo y se justifica esta reducción para adaptar el proyecto, por un lado, a las referencias de las escalas del entorno portuario donde se ubica, frente a la estación marítima de cruceros turísticos y grandes elementos (grúas, silos, plataformas de mercancías); y por otro, a las referencias paisajísticas con el entorno urbano de la fachada marítima de la ciudad.

Vista de la “Torre del Puerto” en su relación con la ciudad desde su centro urbano (Alcazaba, Plaza de la Merced…), integrándose en su escala en las referencias en altura de La Malagueta, grúas portuarias, Alcazaba, Equitativa, Aduana…

Sus referencias al entorno urbano estableciendo su escala en base a las distancias y escalas con las “torres” de la Catedral, la Equitativa, Malagueta… integrándose en el paisaje desde su lejanía espacial.

La altura de la Torre colinda y se referencia a las grandes escalas de los mayores cruceros del mundo (Oasis), grúas portuarias, silos, zonas de mercancías portuarias…

La Torre y su referencia con los grandes cruceros y grúas portuarias desde la playa de la Malagueta.

LA TORRE Y EL MAR

En el diseño formal se han tenido muy en consideración las características ambientales del frente marítimo en donde se ubica y por supuesto está adaptado a los importantes agentes atmosféricos. Existe una relación con los materiales de la industria naviera de los grandes cruceros, se ha cuidado la necesaria tranquilidad y esbeltez de líneas de su perfil, huyendo de las formas grandilocuentes; y en definitiva se ha buscado una imagen específicamente estudiada para la posición en el lugar en donde se ubica y con sus materiales en diálogo con los de los grandes cruceros. De esta manera, se justifica la forma elíptica de la Torre como respuesta a su necesaria adecuación aerodinámica para canalizar los fuertes vientos evitando los torbellinos negativos que se producirían en plantas rectangulares o circulares, donde la acción aerodinámica es muy alta. Así se mejora también su comportamiento en relación a los empujes del aire con los repliegues de la ‘piel’ de su fachada, formada por elementos convexos metálicos de color blanco y pamelas de protección solar de claras referencias a los diseños de algunos elementos náuticos de los grandes cruceros.

La esbeltez del perfil de la Torre y su forma elíptica para defenderse de los agentes atmosféricos mediante su efecto aerodinámico.

Vista de la Torre desde la Avenida de Levante a la que queda alineada a su eje viario como acceso al hotel y estación de cruceros con sus grandes referencias navieras.

Los efectos visuales nocturnos del cilindro de cristal que cambia de imagen según diferentes resplandores de su luz interna de habitaciones.

Repliegues de la piel con elementos cóncavos metálicos para mayor resistencia al aire, y pamelas de protección solar referenciándose a elementos de los grandes cruceros.

Forma aerodinámica de la elipse para su adecuación a vientos.

Repliegues de su piel como formas orgánicas de resistencia a los empujes externos.

Protecciones solares con las pamelas metálicas de sus fachadas.

LA TORRE Y SU OFERTA

El programa funcional es amplio y diverso. Destacan las 352 habitaciones suites de cinco estrellas gran lujo, todas ellas con vistas directas al paisaje del mar tanto desde sus dormitorios y salones como desde los mismos baños, que adquieren un singular atractivo. Los diversos salones de reuniones, comedores, restaurantes, zonas de wellness spa; los jardines de la cubierta de su basamento junto con la piscina, que funde su lámina de agua con el paisaje del mar; el auditorio de congresos para 550 plazas con salones para grandes eventos; tiendas y una amplia oferta gastronómica constituyen la amplia y diversificada carta de servicios del hotel. Finalmente, se ofrece una reserva de 485 aparcamientos que garantiza las exigencias de su uso hotelero y el de la estación de cruceros, así como la necesaria organización viaria que requiere esta instalación.

Todas las dependencias de habitaciones y salones con vistas panorámicas al mar y al perfil de la ciudad.

Los baños de todas las habitaciones con vistas panorámicas al mar y la ciudad, destacando la bañera para contemplar el paisaje en primera línea.

Los jardines en la cubierta del basamento, con la piscina fundiendo su lámina de agua con la del mar.

El salón de congresos con capacidad para 550 plazas y dotado de instalaciones de última generación, con salones y comedores para los grandes eventos.

El wellness-spa, (junto con  restaurante y salones vip) en la última planta 35 de la Torre para contemplar las excepcionales vistas hacia el mar y la ciudad.

LA TORRE Y LA ECONOMÍA

La operación supone una inversión total estimada de 115 millones de euros, con una creación de 350 puestos de trabajos entre directos, indirectos e inducidos, durante su fase operativa , además de 1.280 puestos de trabajo, entre directos, indirectos e inducidos, durante su fase de construcción. En el informe de viabilidad económica se detallan aspectos económicos, entre los que destacan las cantidades estimadas de Actividades Económicas (IAE) y 15,5 millones de euros del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) a ingresar en las arcas municipales del Ayuntamiento de Málaga durante el periodo de la concesión. Así mismo, figura el abono al Puerto de 870.000 euros al año por las tasas de ocupación y actividad de los usos propuestos, además de las ganancias para las empresas suministradoras de un hotel de estas características. Destaca la obligación jurídica que le confiere su adjudicación por concesión blica: esto implica que conservará su condición de propiedad pública portuaria al finalizar la concesión y que incorporará recursos privados al patrimonio público, evitando así la especulación que producen las calificaciones urbanísticas de suelos privados en el mercado libre inmobiliario.

 

 

El hotel como elemento potenciador económico de la oferta y demanda turística, incorporando recursos privados al patrimonio público en su condición de Concesión Administrativa.

LA TORRE Y LA TRAMITACIÓN LEGAL

El proyecto ha sido redactado en su totalidad por el colectivo Estudio Seguí bajo la dirección del arquitecto José Seguí y un amplio equipo de colaboradores técnicos. La iniciativa de su presentación y respaldo empresarial para su futuro desarrollo está a cargo de Andalusian Hospitality II, sociedad que tramita la concesión administrativa ante la Autoridad Portuaria del Puerto de Málaga. Todo este proceso se desarrolla en base al vigente Plan Especial del Puerto de 2010 en su ordenanza CH-Sector 2, y según determinaciones del Texto Refundido de la Ley de Puertos del Estado en las condiciones establecidas en su artículo 72.d.4 para instalaciones hoteleras; así como la Delimitación de Espacios y Usos Portuarios (DEUP), aprobada según Orden del Ministerio de Fomento 649/2017, publicada en el BOE nº 161 del 7 de julio de 2017 (más información).

“Plan Especial del Puerto de Málaga” de 2010.

“Delimitación de Espacios y Usos Portuarios (DEUP) del Puerto de Málaga (aprobado en julio de 2017).

Pin It on Pinterest

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar