La Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía ha aprobado el trámite ambiental abreviado de la plataforma del Dique de Levante, donde se situará la Torre del Puerto de Málaga. En su informe definitivo concluye que la modificación del plan especial del Puerto para su construcción “no tiene efectos para el medio ambiente”. Ahora el proyecto pasa a la Gerencia Municipal de Urbanismo del Ayuntamiento de Málaga para continuar su tramitación.

Este edificio será un hotel de cinco estrellas gran lujo que contará con una inversión de 115 millones de euros y una generación de empleo de 1.600 puestos de trabajo, según los estudios económicos encargados por la sociedad promotora, Andalusian Hospitality II. En la evaluación ambiental, Medio Ambiente señala que la modificación del plan especial, “al no contener alteraciones permanentes o de larga duración de un valor o recurso natural, no tiene efectos significativos sobre el medio ambiente”.

La incorporación de un hotel de cinco estrellas gran lujo, junto al crecimiento del segmento de cruceros y a los sucesivos récords de viajeros y visitantes, permitirá a Málaga avanzar en calidad de alojamiento y convertirse en ciudad-destino para un turismo de alto poder adquisitivo, lo que completará su ya variada oferta.

La evaluación de impacto ambiental supone identificar, describir y evaluar de forma apropiada los efectos significativos de un proyecto en el medio ambiente. El edificio que albergará el hotel de cinco estrellas no es perjudicial para su entorno, ya que la extensión del suelo sobre el que se actúa es reducida.

Eficiencia ambiental

Además, la futura Torre del Puerto está diseñada para obtener una certificación LEED (Líder en Eficiencia Energética y Diseño sostenible), certificación que otorga el Consejo de la Construcción Ecológica de Estados Unidos. El hotel se edificará sobre una superficie ya desarrollada en la que actualmente hay un aparcamiento, en un terreno antrópico ganado al mar.

Se ha proyectado un edificio de bajo consumo, en el que se cubrirá el 100% de la demanda energética con energías renovables. En cuanto al gasto de agua, se obtiene una reducción final de más de un 72% de ahorro respecto al consumo convencional de un hotel de similares características.

En lo referente al paisaje, el edificio proyectado convivirá en la zona con enormes grúas y con contenedores apilados, propios de las actividades portuarias, cuya altura en sí misma ya resulta significativa.

Además, se sitúa a 1.900 metros en línea recta de Gibralfaro, a 1.400 de la Aduana y a 1.500 de la Catedral, lo que ha llevado a la delegación de Cultura de la Junta de Andalucía a no presentar alegaciones por plantearse el proyecto fuera del conjunto histórico y suficientemente alejado del mismo para poder afectar a los Bienes de Interés Cultural (BIC).

Pin It on Pinterest

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar